martes, 29 de mayo de 2012

SIGNOS DE FE: El Jubileo... Un Gozo para el Cristiano.

EL JUBILEO... UN GOZO PARA EL CRISTIANO

Hoy hablamos del Jubileo para estrenar esta nueva sección. Nuestra ciudad de La Palma está celebrando un tiempo de Jubileo en la Iglesia del Salvador del Colegio Salesiano por el L Aniversario de la Archicofradía de María Auxiliadora.
En la tradición católica el Jubileo es un gran suceso religioso. Es un tiempo para la remisión de los pecados y de las penas por los pecados, de la reconciliación entre los adversarios, de la conversión y de la penitencia sacramental, y, en consecuencia, de la solidaridad, de la esperanza, de la justicia, del empeño por servir a Dios en el gozo y la paz con los hermanos.
El Santo Padre acepta que nuestra Diócesis de Huelva haya concedido a la Archicofradía más de seis meses de este gozo y don que regala la Iglesia católica a todo fiel. Todo palmerino debería aprovechar este tiempo, establecido por la Santa Sede a la Diócesis de Huelva y ésta a la Iglesia del Salvador, para reconciliar con Dios todo nuestro ser y toda nuestra moral.
Sus orígenes se remontan al Antiguo Testamento. La Ley de Moisés habla que se ha determinado para el Pueblo Hebreo un año particular: "Declararéis santo el año cincuenta, y proclamaréis en la tierra liberación para todos sus habitantes. Será para vosotros un jubileo; cada uno recobrará su propiedad, y cada cual regresará a su familia. Este año cincuenta será para vosotros un jubileo; no cortaréis ni segaréis los rebrotes, ni vendimiaréis la viña que ha quedado sin podar, porque es el jubileo que será sagrado para vosotros. Comeréis lo que el campo dé de sí. En este año jubilar recobraréis cada uno vuestra propiedad." (Lev 25, 10-13)
El Jubileo ha sido instituido por la Iglesia católica en efecto para consolidar y fortalecer la fe, favorecer las obras de solidaridad y la comunión fraterna en el seno de la Iglesia y en la sociedad, para recordar y remover a los creyentes a una profesión de fe más sincera y más coherente en Cristo, único Salvador.
El Jubileo puede ser: ordinario, si está unido a datos fijos; o extraordinario, si se convoca con motivo de un suceso de particular importancia como es el caso de nuestra Archicofradía de María Auxiliadora. La costumbre de convocar Jubileos extraordinarios se remonta al siglo XVI: su duración varía desde unos días hasta un año. Algunos de los últimos Años Santos de este siglo son el de 1933 convocado por Pío XI para el XIX Centenario de la Redención; o el de 1983 convocado por el Papa Juan Pablo II para el MCML Aniversario de la Redención. En 1987 el Papa Juan Pablo II convocó igualmente un Año Mariano. También se celebraron Jubileos en 1993 y en 1999, así como en 2004 por el CL aniversario del Dogma de la Inmaculada Concepción.
Para ganar el Jubileo en la Iglesia del Salvador de La Palma del Condado tenemos que hacer lo siguiente:
1º Confesión Sacramental.
2º Comunión Eucarística.
3º Orar por las intenciones del Sumo Pontífice.
La indulgencia plenaria es aplicable también a las Almas Benditas del Purgatorio y podrán alcanzarla cuando peregrinen a la Iglesia del Salvador de La Palma del Condado y allí dediquen un tiempo de oración y meditación, concluyendo con la Oración Dominical, el Símbolo de la Fe e invocaciones a la Santísima Virgen María como Auxiliadora de los Cristianos. Por este Jubileo, desde el 20 de mayo al 8 de diciembre de 2012 la Iglesia del Salvador permanecerá abierta todos los días en horario matinal de 11:00 horas a 13:00 horas y por la tarde de 19:00 horas a 21:00 horas. Todos los días se rezará el Santo Rosario a las 20:30 horas y los jueves habrá Exposición de su Divina Majestad.

Juan Jesús Pavón Bueno

Foto: Manuel V.